jueves, 5 de julio de 2018

Mundial 2018: Bélgica

Kevin De Bruyne
Bélgica es otra de esas selecciones que siempre cae bien. Tradicionalmente han tenido un juego muy vistoso, quizás no tanto como sus vecinos holandeses pero futbolistas talentosos han habido y muchos. Me vienen a la memoria futbolistas como Pfaff, Scifo, Preud'homme o Gerets. Lo bueno es que, pese a pasar por malos momentos, han continuado formando a nuevos futbolistas y hoy en día jugadores como Hazard, Lukaku o Kevin De Bruyne nos parecen auténticos cracks. El Mundial sigue y no se lo que será de Bélgica al final del torneo, pero me gusta su propuesta y su estilo. Y ojalá sigan saliendo talentos como hasta ahora.
Para la ilustración de este equipo escogí a De Bruyne. Me parece un tipo muy "ilustrable", con unos rasgos muy peculiares: pelirrojo, con pecas, muy blanco y delgado. Quería jugar con ese contraste de seriedad en el campo y a la vez esa pinta de niño pillo y travieso. Hice la ilustración con portaminas Staedler de 0'5 milímetros y tinta. Seguí mi proceso habitual de escaneo en Adobe Illustrator para vectorizar la imagen. El futbolista señala algo en el campo con gesto serio. El contraste de color sirve para realzar la figura de De Bruyne.